LIPOIMPLANTES O LIPOLIFTING

Mediante esta técnica, se extrae grasa al paciente para utilizarla como material de relleno en estructuras faciales o corporales.

Para ello, se llevan a cabo técnicas de liposucción de zonas grasas no deseadas, y tras este proceso, se inyecta en la zona deseada para su aumento.

Al tratarse de un injerto de tejido humano, el éxito de la intervención dependerá de que dicho injerto prenda y se consolide correctamente en su emplazamiento.

En algunos casos, para alcanzar el volumen deseado, son necesarias varias sesiones.

Sus principales aplicaciones son:

– Como relleno permanente facial, aumento de labios o pómulos y reestructuración facial.
Aumento mamario, aumento de glúteos, y relleno de labios mayores.

Para llevar a cabo estas técnicas es necesario que el paciente disponga de suficientes acúmulos de grasa para proceder a su liposucción.

  • Tipo de Anestesia: Local o local con sedación
  • Tiempo de Hospitalización: Sin hospitalización o 1 noche